‘El sentido del humor es el elemento imprescindible que ningún viajero debe descuidar al hacer el equipaje’

Conversamos con Sergi Ramis, periodista, escritor y uno de los viajeros y autores de libros de viaje más reconocidos de España
|

Periodista, escritor, editor y viajero hasta la médula, Sergi Ramis siempre ha estado vinculado al mundo de los viajes, pasión que le llevó a dirigir la prestigiosa revista Altaïr. Sus escritos han recalado en publicaciones tan conocidas como El País, La Vanguardia, Lonely Planet Magazine o National Geographic, entre otras muchas. 

Es autor de una veintena de libros, entre ellos el que ahora tenemos entre nuestras manos: Cómo sobrevivir a los peores hoteles, de La Editorial Viajera, trabajo en el que aplica el sentido del humor para contarnos sus experiencias y anécdotas vividas a lo largo de su estancia en más de 3.000 pequeños hoteles y pensiones en las que intentaba buscar reposo durante sus viajes por el mundo.

Cómo sobrevivir a los peores hoteles no es solo un práctico manual para ayudarnos a elegir los establecimientos más adecuados, también es un libro de amena lectura que nos lleva al terreno de la aventura y que consigue sacarnos más de una sonrisa.

SERGI RAMIS 1

El hecho de haber pernoctado en más de 3.000 hoteles y pensiones diferentes indica que Sergi Ramis es un gran aventurero. ¿Le queda algún país por conocer?

Por supuesto. Nunca me he planteado el viaje como coleccionismo, así que no voy a la caza de completar una lista. Muchos países que conozco los he visitado repetidamente –y seguiré yendo– para profundizar en su conocimiento y otros están todavía pendientes.

¿Cómo sobrevivir a los peores hoteles está dirigido a un perfil determinado de viajero? Parece claro que su libro no se mueve en el ámbito de los hoteles de lujo, ¿verdad? También incluye otro tipo de alojamientos: albergues, campings, pensiones…

Efectivamente, el lujo queda descartado y en el libro se explica por qué. Es una opción no ligada estrictamente al precio sino a las ganas de tener un contacto lo más genuino posible con las poblaciones locales y, en la medida de lo posible, beneficiar sus economías en lugar de a poderosas compañías internacionales.

¿Tiene noticias sobre qué le ha parecido este trabajo al sector hotelero?

Creo que a los hoteles, pese al título, se les trata con cariño. Son una pieza fundamental en el mundo del viaje, imprescindibles para todos. 

¿En qué porcentaje de los más de 3.000 hoteles que ha visitado no llegó a poder conciliar el sueño por las condiciones del lugar o por la irrupción de circunstancias inesperadas?

En muy pocos. Suelo llegar al final de la jornada derrengado. Y sí, ha habido veces en que problemas de seguridad, bichos no deseados en la habitación o vecinos ruidosos me han impedido conciliar el sueño. Pero, por lo general, duermo a pierna suelta.

Además de la parte práctica, uno de los grandes atractivos del libro es el sentido del humor con el que recuerda y narra algunas experiencias sufridas en hoteles y pensiones. ¿Cuál o cuáles de estas situaciones fueron más descabelladas e increíbles?

El sentido del humor es el elemento imprescindible que ningún viajero debe descuidar al hacer el equipaje o lo más normal es que el itinerario se convierta en un atracón de sinsabores. La situación más descabellada la viví en Zimbabue, con una habitación que no tenía puerta y un paisanaje que daba bastante miedo. 

¿En qué puntos del planeta se encuentran aquellos alojamientos de los que guarda mejor recuerdo?

En general, en Asia, donde hay un elevado porcentaje de establecimientos modestos donde puedes relacionarte con las familias que los regentan y ellas se esfuerzan por crear espacios cálidos y amables que suplen las posibles carencias. 

Lleva viajando más de tres décadas. En la actualidad, Internet nos facilita detalles de los que antes no disponíamos, como opiniones de otros viajeros o imágenes de un lugar y sus instalaciones. ¿Cómo localizaba sus alojamientos en sus primeros años viajeros? ¿Qué pistas seguía? ¿Por qué detalles se guiaba para elegirlos?

Internet nos ha quitado muchas horas de buscar alojamientos a pie, de rastrear en guías o de seguir los consejos de otros viajeros. Afortunadamente, no es infalible y todavía aparecen sorpresas inesperadas.

¿Qué características básicas ha de tener un alojamiento para que nos resulte satisfactoria la estancia?

Depende de cada persona. Para mí, con que esté limpio y la ducha funcione, es suficiente.

¿Cuáles son las claves para identificar un buen hotel o pensión? ¿En qué debemos fijarnos antes de reservar? ¿Cuál es su consejo ‘estrella’ en estos casos?

Cada jornada de viaje te pide una cosa diferente. En función del cansancio, de las incidencias de los últimos días, de cuán largo es el viaje en su conjunto… Yo diría que un buen consejo es no pagar por encima de nuestras posibilidades, porque eso nos suele convertir en hiperexigentes.

¿Dónde situaría a España en un hipotético ranking de alojamientos respecto a otros países fuertes en el sector turístico?

Es una pregunta que me hacen a menudo y suelo contestar con otra pregunta. Si España es la tercera potencial turística mundial después de Estados Unidos y Francia… ¿estamos todos convencidos de que también ocupa la tercera posición en calidad hotelera?

SERGI RAMIS 2

Como gran viajero, ¿cómo ve al mundo en la actualidad? ¿Cómo y en qué sentidos ha cambiado el planeta desde que se embarcó en sus primeros viajes?

El mundo ha cambiado muchísimo desde que yo empecé a viajar en la década de 1980. Países que eran pobres de solemnidad han mejorado. Otros que eran un edén de estabilidad han entrado en guerra. Algunos que se consideraban paraísos sociales han caído en una espiral de violencia, mientras que los que contaban infraestructuras muy básicas han dado un salto que facilitan ahora conocerlos… Si echamos un vistazo a un atlas tal vez lleguemos a la triste conclusión de que es más difícil transitar ahora por muchas partes del planeta que décadas atrás. 

¿Cuál ha sido su última aventura?

He conocido un país ­–tal vez debería decir un mundo aparte– que hace tiempo estaba en mi lista de espera: Madagascar.

¿Cuál es su próximo destino?

Acabo de llegar de Grecia y en las próximas semanas tengo que visitar diferentes zonas de Europa. Pero no he decidido todavía cuáles serán los grandes viajes de este año.

¿En qué proyecto trabaja en este momento? ¿Algún nuevo libro entre manos?

Los periodistas free lance no trabajamos en un único proyecto a la vez. Somos más bien como esos vagabundos que tocan la armónica, el bombo y la guitarra a la vez. Tengo libros de encargo que avanzan a la velocidad requerida por el cliente y otros de creación que van a ritmo caracolesco. Además de artículos, conferencias…

Revista Viajes y Lugares

1 Comentarios

1

Hola, Sergio! Me alwgro de saber de ti y voy a buscar el libro. Un beso de tu prima,.

escrito por Teresa Ramis 07/may/19    19:52

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.