La gamificación impulsará el turismo en la nueva normalidad

El sector turístico español necesita reinventarse para minimizar las pérdidas provocadas por la crisis del coronavirus
|


Harajuku 4618127 1920

La semana pasada, el Banco Central Europeo (BCE) señalaba en un artículo que “la pandemia del coronavirus tiene un impacto severo y duradero en la economía general de los países que dependen de los viajes y el turismo”, como es el caso de España. Es por ello que el sector turístico necesita urgentemente un cambio de modelo que le ayude a afrontar estas dificultades. Una de las estrategias que más puede ayudar al sector a despegar de nuevo es la de incluir el juego en las dinámicas turísticas.

Outfinders, empresa española especializada en técnicas de gamificación, explica cuáles son las 5 ventajas que ofrece la aplicación de la gamificación al sector turístico en esta Nueva Normalidad.

Refuerza la competitividad en el sector: En la Nueva Normalidad va a cobrar mucha importancia el turismo nacional. Dada la riqueza gastronómica, cultural y natural de nuestro país, existe una gran competencia en el sector, por lo que ahora más que nunca va a ser necesario encontrar una diferenciación que consiga atraer al máximo número de turistas. Esta diferenciación se puede conseguir fácilmente a través de la inclusión de técnicas de gamificación.

Una experiencia vale más que mil palabras: El turismo activo está ganando cada vez más adeptos. Los veraneantes ya no solo quieren un bello paisaje en el que matar el tiempo, necesitan realizar actividades, sentir que han aprovechado sus vacaciones en algo más que tomar el sol. La gamificación puede ser la clave que necesitan zonas menos tradicionales de veraneo para atraer a un público ávido de experiencias.

Viralización: En un mundo en el que es casi tan importante lo que haces en tus vacaciones como contarlo en las redes sociales, es necesario ofrecer al consumidor la suficiente carga visual y emocional para formar parte de su timeline. Porque las fotos de pies en la playa ya pasaron de moda, la gamificación y las redes sociales permiten que tus usuarios sean tus mejores embajadores.

Motivación y fidelización: La diversión debe ser uno de los focos de cualquier experiencia turística, para ayudar al consumidor a desconectar de su rutina diaria y abrirse a todo un nuevo mundo de sensaciones. La inclusión del juego en la experiencia turística supone un plus en la motivación del turista, que a través del reto y la superación conseguirá pasar momentos memorables, aumentando así su fidelización.

Aprendizaje: La gamificación también ofrece una vertiente didáctica, algo imprescindible en el turismo cultural. A través del juego es posible mostrar al turista los datos más importantes de la zona visitada, así como su historia, de una manera divertida que interesará hasta a los más reticentes, ayudando a dar a conocer el patrimonio cultural.

“Esta crisis está obligando al sector a reinventarse, solo las empresas y administraciones que consigan ofrecer algo único van a conseguir capear el temporal. Incluir la gamificación dentro de la experiencia turística puede ser la clave para diferenciarse de la competencia, además de conseguir un impacto en el usuario que de otra forma no podría existir”, comenta Enrique Arias, fundador de Outfinders.

Una de las opciones más seguras para incluir técnicas de gamificación en la experiencia turística en esta Nueva Normalidad es la de los Escape Room Exteriores. Por ejemplo, ya es posible visitar y conocer la historia de un pueblo tan emblemático como Manzanares el Real en la sierra de Madrid de la mano de Outfinders, creador del primer Street Escape permanente en España, “El Código de los Mendoza”. Se trata de un juego de Escape Room Exterior que cumple con todas las recomendaciones sanitarias en la lucha contra el coronavirus, ya que al realizarse al aire libre, permite a los participantes mantener la distancia de seguridad mientras juegan. Durante la actividad los jugadores buscan el elixir de la eterna juventud para evitar la destrucción de la humanidad. Para ello, a través de su ingenio, deben resolver acertijos y adivinanzas que les harán recorrer todo el municipio, visitando así sus rincones más interesantes mientras pasan un rato divertido.